Qué nos está dejando este verano 2018-2019 y qué se espera para el otoño 2019 en la actividad ganadera bovina en la zona de influencia de la Estación Experimental Agropecuaria (EEA) de INTA San Pedro, en el Noreste Bonaerense. A continuación, algunas recomendaciones sobre sanidad, nutrición y manejo.

Ganadería bovina en el área de influencia de la EEA INTA San Pedro.
Recomendaciones sobre sanidad, nutrición y manejo. Marzo 2019

Las condiciones ambientales y las abundantes lluvias registradas durante el último periodo del año (ver Figura 1) son factores predisponentes para la presentación de casos clínicos de parasitosis gastrointestinal. Los nematodos gastrointestinales (NGI) cumplen una fase de su ciclo en los animales -fase parasitaria- y otra que se desarrolla en el medio ambiente hasta alcanzar los estadios infectantes que serán ingeridos con el pasto -fase de vida libre-. Los animales alojan solamente un 5 a 10 % de los parásitos del sistema de producción, mientras que el resto se encuentran en el medio ambiente y su desarrollo y supervivencia se encuentra fuertemente influenciado por el clima. Las larvas infectivas de los NGI son liberadas desde las bostas y arrastradas hacia el pasto, quedando disponibles para que los animales las  ingieran junto con el forraje presente. Esta situación se magnifica ante una inundación donde se reduce drásticamente la superficie efectiva de pastoreo, aumentando la exposición y concentración de larvas por superficie disponible de pastoreo y el riesgo de sobrepastoreo. Si además se suma que durante el verano el estado de madurez de los pastos suele ser avanzado -se encuentran en etapa de floración y/o semillazón, presentado una mayor proporción de tallo (pared), de baja digestibilidad-, provocando un excesivo llenado gástrico y enlentecimiento del tránsito gastrointestinal, con la consecuente disminución en el consumo de forraje y ganancias diarias de peso (GDP). Es importante tener en cuenta que todas estas situaciones se potencian e incrementan el riesgo en aquellas categorías de animales menores al año y medio de vida, que necesitan obtener alimentos -forrajes- de calidad y en cantidad suficiente para cubrir sus altos requerimientos, y lograr un adecuado desarrollo y comportamiento productivo y por ser estas las categorías naturalmente más susceptibles a las parasitosis por no haber aun adquirido inmunidad suficiente.

El documento está disponible en este link, y los interesados en profundizar pueden contactarlo a gamietea.ignacio@inta.gob.ar  o por celular al +54 9 332 931-9080

Compartir

Notas Relacionadas

AGROPECUARIA
Tiempo de Clima
AGROPECUARIA
SENASA
AGROPECUARIA
INTA San Pedro

Comentarios