El mayor crecimiento se registrará en el cultivo y el mercado de maíz. Así lo refleja un informe de la entidad porteña

La Bolsa de Cereales de Buenos Aires proyectó una producción de 200 millones de toneladas de granos

Argentina cuenta con un potencial y capacidad productiva para generar unos 200 millones de toneladas de granos en un período de ocho años, a través de un crecimiento sostenido del cultivo y mercado del maíz. Así lo indicó la Bolsa de Cereales de Buenos Aires (BCBA) en su último informe titulado “Alcanzando el potencial del agro argentino”, donde se propone cual será la producción de granos que ofrecería el país al 2027, mediante la combinación de los números actuales, respecto de los rendimientos potenciales en secano y las mejoras de eficiencia que aportarían las cadenas logísticas.   Agustín Tejeda Rodríguez, economista jefe de la bolsa porteña, aseguró que “la Argentina tiene las capacidades necesarias alcanzar los 200 millones de toneladas de granos para el año 2027”. El trabajo, que desarrolla diferentes escenarios potenciales y que propone a futuro evaluar la implicancia del el clima, refiere que las mejoras que tengan lugar en el sistema de transporte y logística sin duda tendrán un “mayor impacto sobre el cultivo del maíz en la Pampa Húmeda, que gana participación con respecto a la soja”, dijo el economista.   Según los expertos en materia de granos, las estadísticas demuestran que el productor argentino, en promedio, cuenta con rendimientos “entre los más elevados del mundo”, hecho que junto a la oportunidad que propone el aporte tecnológico, apuntalaría la previsión de crecimiento.   Además, se indicó que “Argentina cuenta con una posición privilegiada como proveedor de alimentos y materias primas de origen vegetal y animal a nivel mundial, gracias a sus ventajas competitivas como suelos, factores climáticos y capacidad empresaria”. Según la BCBA, esta situación vería “favorecida” también por la demanda de las economías asiáticas, el crecimiento demográfico y el desarrollo tecnológico y de biocombustibles.   Un tema clave para fomentar este desarrollo, según se mencionó en el informe, es que “la mayor parte de la producción de granos del país se registra en zonas con una distancia al puerto menor a 300 kilómetros, mientras que en Estados Unidos y Brasil las distancias entre sus principales zonas de producción y los puertos de exportación, superan los 1.500 y 1.900 kilómetros, respectivamente”.   El estudio además identifica que las mejoras del sistema de logística “derramarán en mayor medida” ventajas sobre la producción de maíz, la cual ganaría participación en el área agrícola. También se advierte sobre las bondades que reportaría dicho crecimiento sobre cuestiones tales como la rotación de cultivos y la mejora de la sustentabilidad de los sistemas de producción.   Sin embargo, el trabajo plantea algunos interrogantes futuros, que no son resueltos en el mismo, como por ejemplo, cuáles serán las políticas promovidas para fomentar la inversión en tecnología, como motor de dicho crecimiento, y también qué desarrollo tendrá la infraestructura para sostener el alza de un volumen de cosecha de hasta 200 millones de toneladas sembradas, cosechadas y transportadas hasta los puertos en pocos meses.   Más allá de estos interrogantes, el informe de la bolsa porteña evalúa que Argentina tendrá ventajas para incrementar su producción, y también transformar su esquema de cultivo y procesamiento de granos a través de un nuevo tramado agroindustrial. Además, plantea la necesidad de pensar en un nuevo marco institucional para promover inversiones que permitan incorporar la más novedosa tecnología, junto a una profunda mejora de la infraestructura de país.

Compartir

Notas Relacionadas

AGROPECUARIA
Tiempo de Clima
AGROPECUARIA
Relevamiento
AGROPECUARIA
Reporte Senasa

Comentarios