Las altas temperaturas se extenderán a lo largo de la semana y los pronósticos no son nada alentadores

La ola de calor tendrá picos de casi 40 grados

Se esperaba una semana complicada y este lunes ya se empezó a sufrir. Las altas temperaturas que se registran desde el domingo continuarán hasta el jueves y, de cumplirse con los pronósticos, se convertirá en la primera ola de calor del verano, con máximas de hasta 40 grados, según informó el Servicio Meteorológico Nacional.

"Las temperaturas rondarán entre los 35 y 40, aunque en algunos lugares del norte pueden incluso superarse", señaló Cindy Fernández, meteoróloga del organismo. Por lo tanto, se esperan jornadas agobiantes, que serán todavía peores para quienes sufran el cemento porteño y del conurbano.

"De cumplirse las temperaturas pronosticadas estaremos ante la primera ola de calor del verano", afirmó Fernández. En ese sentido, explicó que para determinar una ola de calor en la ciudad de Buenos Aires deben darse durante tres días consecutivos temperaturas mínimas "iguales o superiores a los 22 grados" y máximas "iguales o superiores a 32,3".

Además, detalló que la situación empeorará debido a que "las altas temperaturas estarán acompañadas de sensaciones térmicas aún más elevadas como consecuencia de la presencia de humedad en el ambiente", por lo que el calor se sentirá "en toda la región central de la Argentina".

Sin embargo, esta temperatura extrema no alcanzará a la Costa Atlántica bonaerense, donde se esperan "algunas precipitaciones hoy y mañana". "La nubosidad y la lluvia impedirán que las temperaturas sean tan altas como las de la ciudad de Buenos Aires, pero de todos modos serán elevadas y alcanzarán los 35 grados el miércoles", alentó.

El alivio

La especialista también comentó que "el miércoles comenzarán a formarse tormentas en Córdoba, San Luis, norte de La Pampa y oeste de Buenos Aires, que llegarán el jueves por la noche al área metropolitana y provocarán un marcado descenso de temperatura". En tanto, en La Pampa, Córdoba y la región de Cuyo el descenso en las marcas térmicas será "mucho más leve".

Por lo tanto, recién el viernes llegará el tan esperado alivio.

Compartir

Comentarios