Jueves 28 de Enero de 2021

Hoy es Jueves 28 de Enero de 2021 y son las 06:50 AM 1500 - Radio Nuclear desde la ciudad de Zarate - Provincia de Buenos Aires - Desde el 14 de Abril de 1973 llevando información y uniendo a toda la zona norte a través de una frecuencia

ACTUALIDAD

8 de enero de 2021

Tras dos años de restauración

El mítico edificio ubicado en Avenida Rivadavia y Callao luce como nuevo tras dos años de refacciones.

La Confitería del Molino, con cúpula restaurada y aspas que volvieron a girar

Luego de dos años de ardua restauración, la torre y la cúpula de la mítica Confitería del Molino lucen ahora como en su etapa inaugural y como no lo vieron ni siquiera los más añosos habitués: con sus ocho vitrales, sus esculturas de leones alados, su remate aguja y sus aspas devueltos a nuevo, un conjunto que muestra su mejor versión por las noches, cuando el vidrio se ilumina y las paletas coloreadas por una luz roja comienzan a girar.   Además, ya se quitaron los 1.800 metros cuadrados de andamios que cubrían su fachada, cuyo remozamiento se puede admirar en toda su magnitud.   "En el caso de La Confitería Del Molino, la restauración está avanzada en un 75%, pero hay que recordar que el edificio tiene casi 8.000 metros cuadrados y la confitería es solo un tercio", dijo a Télam Ricardo Angelucci, secretario administrativo de la Comisión Bicameral Administradora del Edificio del Molino.   "En el resto (del edificio, compuesto en total por cinco pisos y tres subsuelos), el estado es muy variable porque lo recibimos también en condiciones muy distintas. Hay partes muy conservadas y otras destruidas", agregó.   Además de concluir lo que falta -planta baja, marquesina y ascensores-, la meta es que para el mes de julio próximo esté en marcha un programa periódico de visitas guiadas que incluyan la terraza y la cúpula, y que la confitería ya tenga concesionario asignado para que vuelva a abrir sus puertas tras 23 años tapiadas.   "Si todo funcionara bien, en el transcurso del 2021 en que el edificio cumple 105 años, tendríamos que poder avanzar en la concesión, pero la apertura ya dependerá del inversor privado", dijo.   Es que, como el resto del funcionamiento de la sociedad, dependerá de la pandemia.   "Es muy difícil hablar de tiempos de apertura, porque es difícil encarar una inversión de esta magnitud en la pandemia y cuando los bares ya habilitados estuvieron cerrados o al borde de cerrar", señaló Angelucci.   Terminado en 1916 bajo la dirección del afamado arquitecto italiano Francisco Gianotti (1881-1967), el edificio y confitería Del Molino fue expropiado en 2014 y transferido al Congreso de la Nación en virtud de una ley votada por este mismo cuerpo legislativo, en cuyo interior se creó la Comisión Bicameral Administradora del Edificio encargada de su restauración.   La Ley 27.009 dispuso que "el subsuelo y planta baja deberán ser concesionados como confitería, restaurante, pastelería o cualquier uso afín", mientras que el resto del inmueble albergará "un museo dedicado a la historia de la confitería" y "un centro cultural a denominarse 'De las Aspas' dedicado a difundir y exhibir la obra de artistas jóvenes".   Y en la restauración de la que participan unas 100 personas, "hay determinados componentes que han sido hitos o perlas" en este proceso, como es el caso de "las aspas y los vitrales".     "El que nació en la época moderna, nunca los había visto en su estado original. Nosotros creemos que los vitrales no llegaron así a 1960 porque de ese año en adelante no tenemos registro de los paños completos. Y las aspas igual", dijo.     En el caso del molino, "las aspas son las originales y el motor también", pero para volver a ponerlo en funcionamiento "hubo que hacer piezas con torneado, porque no existen más".   Respecto de la iluminación, fue un episodio del noticiero para cine "Sucesos Argentinos" el que aportó más datos porque "no sabíamos de qué color era".   El color rojo que allí advirtieron y copiaron, "puede ser una evocación al Moulin Rouge" de París pero también puede ser que temporalmente haya tenido ese color por "la época de fiestas", por eso "lo seguimos investigando".   En sus años de gloria, las aspas "funcionaban intermitentemente los fines de semana y algunas días particulares, como las fiestas" y eso en parte se respetará ahora.   "Las estamos prendiendo algunas horas a la noche desde el fin de semana de Navidad, que hicimos la prueba final. Ese día, la gente paraba para verlo y sacaba fotos, algunos lloraban", contó.

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

ACTUALIDAD
Gas

Gas

ACTUALIDAD
Año Nuevo
ACTUALIDAD
Economía

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!