El agua es un recurso “no renovable, un bien público” y está faltando en una gran parte del planeta, pensemos en el futuro: no solo nuestro, sino también en el de nuestras próximas generaciones.

Sabemos que te  preocupas por dar un buen ejemplo a tus hijos y, principalmente, proteger al planeta.

Con cada pequeño detalle, paso a paso, gota a gota, cada uno de nosotros podemos hacer que la Tierra deje de sufrir y hacer de este mundo un lugar mejor.

Por ello recomendamos:

No baldear ni regar las veredas: usar poca cantidad de agua

No lavar los autos con mangueras sino con baldes

Regar los jardines con responsabilidad: pueden hacerlo con balde. También utilizar  el agua del lavarropas, de las piletas de natación y de higiene personal.

Regular (según la ocasión) la descarga del depósito del inodoro

No dejar canillas abiertas innecesariamente o mal cerradas

Además:

Se solicita a los vecinos no arrojar aguas servidas, de lavarropas y de piletas de natación en la vía pública.

Simplemente tenemos que dejarnos llevar por nuestro sentido común, para conseguir nuestra meta de la forma más eficiente posible dividiremos los consejos en función de la parte de la casa en la que nos encontremos, ya que no es lo mismo ahorrar agua en la cocina que en el jardín, por ejemplo.

Con estos consejos podrás reducir el consumo de agua en tu hogar a la mitad, lo cual será de agradecer tanto para tu bolsillo como para el medio ambiente.

Consejos para ahorrar agua en la cocina

Deja correr el agua de la canilla solo para enjuagar los platos y cierra la canilla mientras los enjabonas.

Evita que los grifos goteen cuando no los estás empleando.

Utiliza el lavavajillas sólo cuando esté completamente lleno y utilizando un programa economizador del agua.

Lava las frutas y verduras en un recipiente y no bajo el grifo abierto. Para descongelar alimentos puedes hacer lo mismo.

Utiliza el agua del punto anterior para regar las plantas.

Remoja las ollas y sartenes unos minutos antes de fregarlas para evitar el gasto desproporcionado de agua.

Consejos para ahorrar agua en el baño

Cierra la canilla mientras te afeitas o te lavas los dientes.

Apaga la ducha mientras te lavas el pelo.

Dúchate en lugar de bañarte y no estés demasiado tiempo bajo la ducha. De ser posible, reduce la duración un par de minutos.

Vigila que el tanque del inodoro no tenga fugas de agua. Controla también que la cadena se cierra al vaciarse el depósito.

Consejos para ahorrar agua en el jardín

Riega el césped y las plantas por la mañana o por la noche, evitando las horas de mayor evaporación del agua.

Revisa fugas en canillas, mangueras, bombas de agua… Al estar en el jardín es fácil que no nos demos cuenta si hay una avería.

Usa una escoba en lugar de la manguera para limpiar exteriores y barrer hojas.

Riega a mano las zonas pequeñas y con aspersores las de mayor tamaño. Programa estos últimos y úsalos de manera eficiente siguiendo los consejos del fabricante.

Consejos para ahorrar en la piscina

Evita la evaporación del agua tapando la piscina cuando esto sea posible. Así evitarás además que se ensucie y no tendrás que recurrir tan constantemente a aparatos de limpieza como limpia-fondos.

Comprueba que no hay fugas. Para ello, señala el nivel de la misma y, pasadas 24 horas, comprueba que dicho nivel es el mismo. Apaga el dispositivo automático de llenado mientras haces esta comprobación.

Compartir

Notas Relacionadas

EXALTACIÓN DE LA CRUZ
Un Nuevo Aniversario
EXALTACIÓN DE LA CRUZ
Reunión con la UNSADA
EXALTACIÓN DE LA CRUZ
Los Cardales

Comentarios