El actor protagoniza dos miniseries centrales como Entre hombres, de la señal HBO, y la que versa sobre la vida de Maradona, donde interpreta a Daniel Passarella. A esto se suma su labor en la película Porno para Principiantes, en cartel.

"Se me abre el camino para el lado del cine y las series"

Entusiasta en el desafío de sobreponerse al estigma que puede otorgarle Diosito, su emblemático personaje en El Marginal, Nicolás Furtado, se diversifica e intenta mostrarse en otros matices compositivos para enriquecer aún más su reciente pero fructífera carrera. Dos miniseries centrales como Entre hombres, de la señal HBO y la que versa sobre la vida de Diego Armando Maradona donde interpreta a Daniel Pasarella, sumadas a Porno para principiantes, el film estrenado la semana pasada de coproducción argentino-uruguaya dirigido por Carlos Ameglio, lo encuentran en ese permanente ir y venir saliéndose del confort que puede resultar recostarse en un rol exitoso.   "Se me está abriendo el camino para el lado del cine y las series. Y era el camino elegido. Ahora que tengo por suerte más la posibilidad de elegir me inclino para ese lado", comenta con simpatía.   "Entre hombres, por ejemplo, un policial bien oscuro situado en los años 90, donde hay políticos, hay chorros y la policía de la federal y bonaerense todos de temer, es muy diferente. Si bien hago de un chorro, es una caracterización totalmente distinta a Diosito", cuenta este actor con ansias y talento para superarse en cada tramo.   "Ahora está el desafío de salirse. Al principio, por supuesto, lo viví súper agradecido a todo lo que me trajo Diosito, pero ahora depende de mí también hacer otra cosa y creo que la mejor forma es componer a otro bichito raro y es lo que hice en la serie de HBO. Es más extremo, va más a fondo", apunta Nico sobre la flamante propuesta de ficción que lo incluye.   "Me divierte el desafío", vuelve a dejar en claro. "Por suerte me están llegando proyectos nuevos que otra vez me ponen a prueba. Por suerte los directores y los productores saben que me tienen como un actor que puede componer, que puede interpretar distintos personajes y no me ofrecen los papeles típicos que nunca me gustaron mucho. ¿Cuáles son?", reitera la pregunta en voz alta. "Personajes de repente más de tira diaria no me pasa mucho. El género no te lo permite entonces estás un año con una tira y no te pones a investigar mucho sobre los personajes.   En el caso de Amor de Película, la película junto a Natalie Pérez, ahí hago un personaje romántico, más parecido a mi naturaleza. Pero como no había hecho nunca algo así es interesante para mostrar también", sostiene respecto a Amor de Película, el film dirigido por Sebastián Mega Díaz, que se estrenará el próximo 7 de noviembre.   El muchacho amable de 31 años que dejó definitivamente Uruguay, su suelo natal, para radicarse en Argentina, dista mucho del insano criminal, el menor de los hermanos Borges, que condimentó la trama del gran suceso de El Marginal. "Es opuesto claramente, pero de repente puede haber cosas muy internas. Uno trabaja con sus emociones, con sus sentimientos y una lógica de uno puede llegar a tener. Lógicamente que en sus actos y en el tipo de personaje no tengo nada que ver", especifica Furtado de su composición. "Fue interesante poder investigar y componer un personaje tan a fondo. Gracias a Dios fueron tantas temporadas que hicieron que pueda profundizar más aún en el personaje. Eso no suele pasar. Generalmente haces un personaje de calidad corto como puede ser una serie o una película y termina ahí y te quedas con ganas. Eso con Diosito no pasó porque, en este caso, sigue habiendo temporadas. Es un personaje tan rico para explorar que podés explorar ya en una cuarta temporada como se proyecta", revela quien, a diferencia de muchos de sus colegas, rodar las escenas en una locación real como la vieja cárcel de Caseros en Parque Patricios, no le causó el mínimo escozor.   "Yo me acostumbré porque siempre lo vi como mi lugar de trabajo, mi espacio. A mí me dio mucho porque se me hacía más fácil concentrarme en un lugar tan real que, de repente, en un estudio", dice quién recreó al convicto más rebelde de la prisión de San Onofre. "Yo no lo viví como algo negativo el hecho de ir a filmar a la cárcel, pero sé que muchos actores hablan de esta energía del frío y esto lúgubre y todo lo que tiene la cárcel. Es verdad que lo tiene y las paredes transmiten eso, pero para mí pensando en el hecho artístico, siempre fue positivo. Así lo viví. Sentí la cárcel como un lugar lindo y para mi laburo inmejorable", garantiza Nicolás respecto al ámbito ofrecido para dar vida a Diosito.   "Me veo como productor de películas"   Entre los proyectos que Nico Furtado baraja para ampliar su nutrido campo de acción, se cuenta el de otorgar mayor desarrollo a su flamante productora cinematográfica El Cielo Cine. "Me estoy metiendo un poco en el paño de la producción de cine. Estrenaremos el año que viene Los Santos de Buenaventura que protagonizo y soy el productor", anuncia.   "Es una película que escribió y dirigió Guillermo Ronco, y cuenta la historia de un experto ladrón de joyas. Ladrón minucioso, de guante blanco, que de golpe tiene que dejar de serlo porque hay una muerte en el medio hasta que un día vuelve disfrazado de cura y encuentra su redención en el pueblo que se llama Buenaventura. La producimos con El Cielo Cine que somos nosotros y otros socios. También está La chica nueva, que es el título tentativo de otra peli filmada en Río Grande donde solo produzco", señala para definir: "En un futuro me veo como productor de películas".   En cine, con un rol muy diferente al de TV Nico Furtado en una escena de la película Porno para Principiantes. En la película Porno para principiantesque Nico Furtado coprotagoniza junto a Martín Piroyansky, se alza al frente de una comedia en la que también entrega un personaje muy diferente a lo que viene acostumbrado. "A mí me gusta mucho la comedia y la comedia de género como es ésta. Es como un absurdo que hay que hacerla muy en serio", remarca. "Los personajes con tomados muy en serio y la comicidad es otro desafío. Hacer reír es complejo. Esta es una comedia que tiene un humor distinto Hay un tempo para el relato que tiene que tener la comedia que me parece fundamental. Cada personaje tiene su color y su humor, pero todos contamos el mismo cuento", asegura este intérprete sobre el film del uruguayo Carlos Ameglio actualmente en cartel.   -Haciendo honor a la película ¿cuál es tu relación con el porno? Muy pocos se atreven a confesar que son consumidores de pornografía. -La verdad es que no soy consumidor. Pero el porno es un género que está. Cuando yo era chico no había tanta internet y tanta cosa como hay ahora. Yo ya tengo 31 entonces no había acceso a lo que hay ahora. Sí me parece que el porno es un tema que está entre los adolescentes y jóvenes. Ellos se meten y buscan y ven y aprenden o lo que sea. Ahora es como que todo está al alcance. En mi época no había. Las películas que podías alquilar eran para mayores de edad y tendría que tener un hermano mayor y no tengo. En el caso que hubiera querido se me hubiera complicado. Lo interesante en Porno para principiantes es que los dos personajes tratan de hacer una película porno y mucha experiencia no tienen.   "No podría hablar con un violador"   En su exhaustivo campo de investigación para otorgar vida al inefable Diosito, Nicolás Furtado, ha establecido relación con presos o ex presidiarios que han pugnado su condena. No obstante, el límite para su moral, es preciso: "Me puedo juntar a hablar con un ladrón, pero no podría sentarme a hablar con un violador. No establecería la confianza y lo relajado que me puedo sentir con otro tipo de presos. Eso seguro, hay límite para todos me parece", indica.   "Por supuesto que me hablo con presos de distintas cárceles y voy a visitar a algunos. Mantengo un contacto con presos o ex presos o familiares de presos. Trato de meterme en el mundo de lleno. Me cuentan sus historias, pero trato de no profundizar en los detalles. Como yo estoy robando para mi personaje y sacando información no me pongo en el lugar de juzgar porque ahí me estaría poniendo en otro rol", confiesa quien supo formar parte de la telenovela italiana Terra Ribelle, filmada en Argentina, en Somos familia y Dulce amor.   "Yo voy a llenarme la cabeza de información que me sirva a mí. No voy a hacer un juicio de valor sobre nada. Por supuesto que está mal y son delitos que se están pagando. Pero hay casos y casos y delitos más grandes que otros", apunta Furtado.

Compartir

Notas Relacionadas

ESPECTÁCULOS
Susto en Salta
ESPECTÁCULOS
The Walking Dead
ESPECTÁCULOS
A los 89 años

Comentarios