Trump acusa al FBI de corrupto por su investigación sobre el rusiagate.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se peleó ayer con una de las más prestigiosas fuerzas de seguridad del país, el Buró Federal de Investigación (FBI), por la investigación sobre la conexión del equipo del mandatario con funcionarios y empresarios rusos durante la campaña del año pasado.

Llamó “corrupta” a la agencia, lo que causó conmoción en el ámbito político. Según denunció el mandatario, el FBI utilizó en el inicio de la causa un informe pagado parcialmente por la campaña de Hillary Clinton. “¡Ellos utilizaron este montón de basura de Deshonesta Hillary como la base para ir contra la Campaña de Trump!”, afirmó el presidente en su cuenta de Twitter.

Trump también se refirió al informe como “falso” y explicó que el FBI no podía verificar las acusaciones de supuesta coordinación entre su campaña y el gobierno ruso en los comicios nacionales de 2016, que se realizaron en el documento.

El jefe de Estado utilizó como fuente el programa “Fox and Friends”, de la cadena conservadora “Fox”, uno de sus favoritos. El pasado octubre el diario “The Washington Post” informó que en la campaña para los comicios de 2016, Hillary Clinton y el propio Partido Demócrata habían financiado la investigación que se filtró después de las comicios sobre los posibles vínculos entre el ahora presidente, Donald Trump, y el Kremlin.

Sin embargo, el FBI no se quedó sólo con ese informe. Si bien lo tomó como base, luego el organismo investigó por su cuenta los sospechosos lazos que el equipo de campaña del presidente mantuvieron con diplomáticos y empresarios de Rusia para, supuestamente, coordinar acciones contra la candidata demócrata.

Trump ya había cargado previamente en numerosas ocasiones contra el FBI, centrando sus críticas en el ex director James Comey, al que despidió en mayo, justamente a raíz de esta investigación. “Tiene la peor reputación de su historia”, dijo el presidente sobre la agencia.

Hace sólo tres días había criticado al número dos de la agencia de seguridad, Andrew McCabe, quien planea dejar su cargo en pocos meses, y lo acusó de favoritismo con Hillary Clinton. “El director adjunto del FBI, Andrew McCabe, está deseando que llegue la hora de retirarse con todos los beneficios. 90 días para irse!!!!”, escribió Trump en Twitter.

El mandatario sostiene que no hubo colusión entre su equipo de campaña y el gobierno ruso, y considera que la investigación es una “cacería de brujas”.

El caso, que ahora es investigado por el fiscal especial Robert Mueller, afectó severamente la imagen del magnate inmobiliario durante gran parte de su primer año en el cargo. Los medios estadounidenses sostienen que el equipo del presidente está preparando un contraataque para contrarrestar los efectos de esta causa que tiene en vilo al mandatario. Algunos señalan que es muy probable que termine utilizando algún artilugio legal para apartar a Mueller de la investigación.

Compartir

Notas Relacionadas

Comentarios